CASTILLO DE ALBURQUERQUE Y RUTA AL ALCORNOQUE "EL ABUELO"

En Alburquerque se encuentra uno de los castillos más bonitos de Extremadura, con muy buen estado de conservación, que merece una visita y que gustará a peques y mayores.
 

Antes de ir a conocer el castillo, hay que consultar el horario, ya que no se puede visitar por libre sino que hay unas visitas guiadas gratuitas. En invierno, las visitas son a las 11:00, 12:00 y 13:00 y a las 16:00 y a las 17:00, de martes a domingo. Los lunes está cerrado. En verano, de lunes a domingo, a las 11:00, 12:00, 13:00, 17:00 y 18:00. Se pueden consultar los horarios en la página web del Ayuntamiento de Alburquerque o acercarse a la Oficina de Turismo, en la que nos proporcionarán toda la información.

Nosotros decidimos visitar el castillo por la tarde y por la mañana aprovechar para realizar una bonita ruta por la Dehesa extremeña, para ir a conocer uno de los Árboles Singulares de Extremadura: el alcornoque "El Abuelo", con una edad estimada de más de 350 años.

Para iniciar esta ruta, se llega hasta la plaza de toros de Alburquerque, para continuar con el coche por una pista asfaltada, en dirección al cortijo "Los Cantos", que está indicado hacia la derecha. Por la pista, van indicándose en letreros de pizarra sitios de interés, como por ejemplo, el "Ojo del diablo", una oquedad en la roca que se aprecia en lo alto de la serranía, o el "Convento de los frailes viejos", en ruinas. A unos 3,5 kilómetros desde la plaza de toros encontramos el cartel referente al árbol que vamos a visitar y ahí es el momento de dejar el coche, para iniciar la ruta a pie.
 

La ruta de un kilómetro aproximadamente, de dificultad baja y bien señalizada, comienza en una zona de eucaliptos por una pista de tierra. El paisaje va cambiando a una preciosa dehesa, los peques lo pasaron genial viendo los caballos que había en la zona y cogiendo bellotas.


El camino no tiene pérdida hasta encontrar una puerta de entrada a una finca privada, que hay que dejar siempre cerrada.
 


En esta finca a la derecha hay unas colmenas, con lo que hay que tener precaución y no acercarse, pero el camino sigue recto (no hay que pasar cerca de las colmenas) hasta que vemos otra puerta abierta que atravesamos y desde la que está de nuevo indicado el árbol "El Abuelo".
 

Llegamos al espectacular árbol, que se encuentra vallado para protegerlo, y nos llama la atención que el tronco sale de una fisura de una roca. Tiene un perímetro de 1,30 metros, según pone en el cartel adjunto, y una altura de 15 metros.

 


Es un paseo por el campo muy bonito para realizar con los peques, en el que se pueden ver animalitos y caminar por la preciosa dehesa, con unas vistas tan bonitas como éstas.

 
Por la tarde, nos dimos un paseo por el barrio medieval de Albuquerque y subimos tranquilamente a la puerta en la que se inicia la visita al castillo, desde la que se atraviesa un pequeño túnel para llegar a las escaleras del castillo. A las 16:00 esta puerta se encontraba cerrada pero puntualmente llegó la guía para abrirla.


El castillo de Luna que se visita ahora parte de una estructura del siglo XV, sobre la que se han ido haciendo diferentes reformas. La visita dura unos 45 minutos, conociendo el patio de armas, la iglesia que se encuentra dentro, la torre del homenaje, la mazmorra y las dependencias que se pueden visitar, además de bajar por una bonita escalera de caracol. Las vistas desde arriba del castillo son espectaculares.
 



  


 



Otra visita muy entretenida para realizar en familia y pasar un buen día conociendo más de la historia de Extremadura.

Información de interés:
Distancia desde Badajoz a Alburquerque: 45 kms.
Distancia desde Cáceres a Alburquerque: 70 kms.


Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

PLAYA DE COMPORTA, UN PRECIOSO LUGAR CERCA DE EXTREMADURA

RUTA DE LAS CASCADAS DE LAS NOGALEDAS EN FAMILIA